Tarta de Crema de Piña y Oreos Sin Horno ni Huevos ni Queso

Una tarta sin queso, sin horno, ni huevos, con un sabor delicado de Piña y el toque de chocolate de su base de galletas Oreos es un elegante y ligero fin a cualquier cena o comida.

Sin embargo, es tan fácil de hacer que lo puedes hacer para cualquier ocasión o festividad y para toda la familia. Y te damos la opción de añadirle un toque de ron para los más exquisitos. Como tarta congelada esta riquísima.

También se puede hacer con una base de tu galleta preferida o unos bizcochos tipo soletilla para los que no prefieren las famosas galletas Oreos.

Base:
– 340 gr o 31 oz de galletas oreo trituradas**
– 110 gr o 1/2 taza mantequilla derretida
• Puede sustituir por galletas preferidas o una base de bizcochos en el fondo del molde

Relleno:
• NOTA – ANTES DE SACAR LA PIÑA – Si no viene en almíbar (o sea si viene en su jugo), añadir 3 cucharadas de azúcar a la lata con el líquido para que penetre la piña – dejar 2 horas.
• 400 gr – 14 oz piña triturada y bien escurrida de lata
• 220 ml – 1 taza – liquido de piña (dividido en 2)
• 10 gr – 1 sobre de gelatina o grenitina
• 300 ml – 1 y 1/4 taza Leche condensada
• 1/2 litro – 2 tazas crema de leche o nata para montar
• 1 cucharadita de extracto de vainilla
• Opcional: 2 a 3 cucharadas de Ron
• Azúcar a gusto
• Opcional: sirope de chocolate o virutas de chocolate adorno

Preparación:
• Preparar base y poner en refrigeradora. Mezclar bien las galletas trituradas con la mantequilla liquida y presionar en la base y un poco a los lados del molde desmoldable de 8” o 9” – 20 -23cm.
• Poner 100 ml – 1/2 taza de zumo de piña a calentar hasta que empiece a hervir. Retirar del fuego.
• Poner los otros 100 ml – 1/2 taza en un bol y rociar con la grenitina o gelatina y remover hasta que no queden grumos.
• Añadir el zumo con la grenitina al zumo caliente y remover hasta que este mezclado. Poner aparte para que se vaya enfriando a temperatura ambiente.
• Escurrir bien las rodajas de piña y triturar – volver a escurrir y ponerlo en un bol grande. Puedes dejar una rodaja para decoración aparte.
• Mezclar la piña, la leche condensada y el zumo con gelatina ya preparado. Remover o batir todo bien.
• Montar nata o crema de leche añadiendo el extracto de vainilla y o el ron opcional con 2 o mas cucharadas de azúcar.
• Dejar un par de cucharadas de nata montada aparte para decorar.
• Envolver suavemente la mezcla de la piña, leche condensada y gelatina con la nata montada.
• Verter en la base preparada. Poner en la refrigeradora por lo menos 6 horas o por la noche.
• Opcional: Se puede poner la rodaja en el centro (muy bien escurrida y quitado el agua con papel cocina) un poco de chantilly en el centro y unas líneas de sirope de chocolate alrededor como adorno.
• Por sus ingredientes esta tarta se puede servir tanto a temperatura ambiente o como tarta helada.
• Siempre guardar en la refrigeradora o congelador el sobrante.

Comentarios cerrados